Ya soy feliz ¿y ahora qué?

feliz

Ya soy feliz ¿y ahora qué?

Sí, chicos ya he llegado a la meta. Ahora desde mi ático con vistas al mar siento lástima viéndoos jadear como perrillos cansados siguiendo mis pasos.

Nado en la perfección.

Soy un ser puro y mi vida para mi contradictorio ego es expuesta en todas los fanzines de hipsters atormentados de mi barrio.

Me hacen reportajes en los dominicales más importantes del país y una revista finlandesa de tendencias quiere nombrarme ser humano del año.

En realidad no entiendo tanto revuelo porque nunca la felicidad ha estado tan al alcance

Os cuento mi secreto que no es tal. Sólo es cuestión de ser organizado.

Lo primero es darte de alta en unas 10-12 newsletter de desarrollo personal, nutrición, neofilosofía, minimalismo, productividad, marca personal, ultramaratón y sexualidad tántrica.

Con los ebooks que te dan gratuitamente te haces un recetario de normas y las cumples durante 21 días y

[Apunte cultureta

Ya en el año 1953 en Esa pareja feliz, Bardem y Berlanga nos lo contaban con humor. A la felicidad se puede llegar de muchas maneras y lo importante es soñar para seguir hacia delante].

Pero ya me he ido por las ramas.

Os paso a mostraros en un ejercicio de transparencia del buen blogger. Mi agenda diaria.

5:00 AM: Me levanto descansado y lleno de energía ya que duermo en una habitación estanca antiwifi y me despierta una aplicación molona Sleep Cycle que elige mi mejor momento en mi patrón de sueño para salir de Morfeo con delicadeza.

5:15 AM Cojo mi esterilla y en mi salón de 150 m con vistas al Mediterráneo y en el que dispongo de una instalación especial de ozono, hago unos saludos al sol y unos estiramientos de mi apolíneo cuerpo.

5:25 AM A días alternos hago mis ejercicios de respiración holotrópica o bien una sesión de meditación trascendental que aprendí en uno de mis viajes a la India.

5:55 AM Entro en mi baño con jacuzzi y me hago una sesión con sales de baño japonesas diluidas en agua de Lanjarón que me traen en garrafitas de cristal (en casa están proscritos todos los plásticos ).

Mientras estoy en el baño me proyecto en mi pantalla de plasma a días alternos mis TED conferences favoritas como la de Amy Cuddy o algún discurso del presidente Rajoy (esto sólo lo utilizo en los días negros del alma).

Siguiendo los consejos de Amy me miro al espejo, yergo mi cuerpo, me paso el pulgar por los labios como un chico Martini y me digo, eres la puta hostia.Hay que decirlo sin que te entre la risa porque sino no funciona.

Si te resulta fatigoso decirte esos mantras también sirve escuchar una grabación textos personalizados que por un módico precio te lo hará un asistente personal en fiverr.

Para que no toméis por un excéntrico pijo os advierto que nunca utilizo perfumes y sólo agua de colonia del tipo Nenuco (Nenuco que me pone farruco, era un lema que desechó extrañamente la marca por considerar que mezclar sexualidad y niños tenía reminiscencias vaticanas y no era bueno que se les asociara con ello).

(seguimos)

6:30 AM Paso por la cocina y me tomo mi kit, La vida eterna.

Es un pequeño complemento de unas 75 cápsulas con las que creo tener cubiertas todas las eventualidades de la vida moderna: alopecia, vitalidad, impotencia, digestiones pesadas, supermemoria, anticáncer…Por no ser exhaustivo mis top en cápsulas son ajo, omega 3, maca andina, ginseng coreano y coenzima Q-10 todo ello ingerido con una cremabatido de kefir,semillas de linaza y extractos de cítricos-gengibre y curcuma.

Por si alguien mira con recelo tanta cápsula también puede hacer algún tratamiento DETOX que amablemente te sirven en casa en cómodos packs y que son lo último entre el famoseo, ya que desde Berto Romero o las superglamourosas BB (Bibiana Ballbé/Bimba Bosé) son fervientes seguidoras de estas prácticas de juventud eterna.

7:00 AM Reconozco que aquí mis horarios están por definir ya que todavía no tengo claro que que va mejor a mi ego.

Hay días en que opto por una sesión de tantra.

Si no estáis familiarizados con estas técnicas-filosofías milenarias os ponéis frente a frente, a cara perro le llaman otros, o a ver quién se ríe antes dicen otros, y os traspasáis con la mirada hasta que notéis un calorcillo en los bajos tras lo cual y sin precipitaros os podéis toquetear sin consumar.

Para hacerlo bien la sesión ha de durar un par de horas lo cual no suele ser un problema ya que tenéis todo el tiempo del mundo si os dedicáis al trading intradia.

Como os decía, la duda que me surge es si cambiar esta tarea por otro formato, y mi pareja y yo estamos estudiando la posibilidad de hacernos una estancia en la Siffredi Hard Academy más que nada para que no digáis que todo mi programa de felicidad atufa de orientalismo.

El porno clásico europeo también tiene su espacio y el metesaca metesaca clásico, denostado en las últimas décadas puede estar disfrutando de un resurgir. Hacerme caso y estaréis en la vanguardia del hardsex entre vuestras amistades más early adopters.

[…]

En fin, os lo confieso. Nado en un mar de felicidad pero me pasa una cosa. No recuerdo porque empecé a seguir este plan de ser feliz a toda costa. De hecho ni siquiera sé porqué empecé este post.

A lo mejor nos estamos equivocando pero yo no me voy a poner pesado.

Es bueno estar entretenido en la vida con estas cosas tan sanas e inofensivas.

Volviendo a la letra pequeña de casi todos los gurús. Yo tuve una crisis…bla bla bla…pero empecé a practicar…y a mi me ha servido…mi vida ha cambiado… con lo que a lo mejor a ti también te sirve.

Para averiguarlo pasa por caja amiguete.

¿Estamos locos o qué?

Por favor, ayúdame a sobrellevar tanta felicidad compartiendo esta bobada en las redes sociales.

¡¡Vamos, pulsa los puñeteros botones de abajo, indolente, o cómo crees que vas a ser feliz si no te esfuerzas ni para esto!!! Ufff, oooommmmmm oooommmm…

 

Comentarios

    • doctorarcega dice

      Es lo que tiene hablaros desde la atalaya de la felicidad sin fin.
      Gracias!!
      Me voy a tomarme una capsulita de zinc.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *